jueves, 21 de marzo de 2013

Los bosques urbanos de Zaragoza


Hoy, 21 de marzo, es el Día Mundial de los bosques. Le he dado muchas vueltas a este post... ¿Escribía sobre la aniquilación del Amazonas? ¿Sobre la destrucción de las selvas de Borneo? ¿Me quedaba más cerca y hablaba sobre la tala del pinar de Las Navas del Marqués? Aunque hay mucho que denunciar en un día como hoy, me ha parecido mejor escribir sobre algo amable, para invitar a todos los que vivís en una ciudad a que disfrutéis de esos bosques "urbanos", esos que tenéis a 15 minutos del centro y que, en la mayor parte de los casos, apenas conocéis.
Yo vivo en Zaragoza, ya lo sabéis si habéis mirado mi perfil, y en mi ciudad hay tres pulmones verdes que me encantan. Dos de ellos son sotos del río Ebro: el bosque del meandro de Ranillas y el soto de Cantalobos. El tercero son los Pinares de Venecia.
Cuando en Zaragoza se habla de Ranillas te vienen a la cabeza los enormes edificios de oficinas semivacíos que nos han quedado después de la Expo 2008 y en el Parque Luis Buñuel, también conocido como Parque del Agua. Desde este parque se accede a un precioso bosque de ribera, de una anchura variable, que va desde el puente por el que la autopista A2 cruza por encima del Ebro hasta el Puente del Tercer Milenio. Está surcado de senderos y es una zona estupenda para pasear saliéndote de los caminos de tierra trazados en el Parque del Agua. Te permite observar el río desde su misma orilla, una isla que hay en el cauce y, si tienes suerte, alguna grulla despistada, cigüeñas u otras aves acuáticas y "de secano". Un gran contraste con la orilla opuesta, donde el soto ha sido completa y lamentablemente roturado.
En el extremo opuesto del tramo urbano del Ebro está el soto de Cantalobos, al otro lado de lo poco que queda de la antigua huerta del barrio de Las Fuentes. Hay un camino que sale desde la base del azud que se construyó como parte de las obras de acompañamiento de la Expo y termina en el galacho de La Alfranca, que nos lleva en pocos minutos al soto de Cantalobos, aguas abajo sobre la margen derecha del río. Es sencillo entrar en el bosque por varios senderos, algunos señalizados. El que más me gusta recorrer es uno que empieza al final del andador que va a la izquierda del camino; si sigues ese sendero en dirección al puente de la Z-40 disfrutas de una intricada selva de grandes árboles y un denso sotobosque. Y todo a 30 minutos a pie de la Plaza del Pilar.
El Soto de Cantalobos... Welcome to the Jungle. Esta foto es del comienzo del sendero que os acabo de comentar. No habrá ni media hora paseando desde la Plaza del Pilar.
El tercer bosque urbano de Zaragoza que cada día me gusta más son los Pinares de Venecia. Algún iluminado decidió reforestar los montes de Torrero con pinos allá por los años 30. Desde entonces los pobres árboles han hecho lo imposible por crecer sobre un suelo en el que no se deberían criar más que tomillo y aliagas. Tras casi un siglo, se ven en algunas zonas renuevos naturales y un ralo sotobosque herbáceo tapiza de verde o de amarillo y marrón (dependiendo de la época del año) las áreas cubiertas por los pinos. Tras una polémica roturación parcial para construir el tercer cinturón o Z-30, que une la carretera de Castellón con la de Valencia, el Ayuntamiento zaragozano ha ido rescatando estos pinares del olvido y ha construido una serie de zonas de ocio para niños, caminos, miradores... fundamentalmente en la zona del Barranco de la Muerte, entre el cementerio de la ciudad y las instalaciones de Puerto Venecia. Os recomiendo que paséis por allí a pie o en bici, sobre todo si tenéis niños y queréis que disfruten de un poco de aire libre "findesemanero" a cinco minutos de donde para el bus urbano C4.  También es muy agradable toda la ribera del Canal Imperial de Aragón, hasta las esclusas de Vadegurriana.
La zona de los Pinares de Venecia junto al Canal Imperial, entre La Paz y la esclusa de Valdegurriana. Zaragoza está ahí enfrente, a 15 minutos paseando.
Seguro que muchos de los zaragozanos que me estéis leyendo no habréis estado en alguno de estos tres sitios, o incluso en ninguno de ellos. Os recomiendo un paseo una mañana de domingo, y más ahora que ya estamos en primavera, para descubrirlos. Ya veréis como no echáis en falta el partido del CAI por la "tele"... Y para los que no seáis paisanos míos, os invito a que nos contéis cuáles son vuestros bosques urbanos preferidos en los comentarios del post. Estoy convencido de que descubriremos lugares llenos de encanto para visitar la próxima vez que nos pasemos por vuestra ciudad.

Si os ha gustado este post, tenéis otros sobre temas similares a un clic de vosotros en las etiquetas que hay más abajo. Y si os gusta el blog os podéis suscribir por RSS y correo electrónico, o seguir mis actualizaciones en mis perfiles de mis perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/JVenturaUnlimited), Twitter (https://twitter.com/AJoaquinV) y Google + (https://plus.google.com/u/0/112624502729708698782/posts).